Analisis: LG K10 K430T

LG nos demuestra que no se olvida de los modelos que popularizaron la marca en el segmento de los smartphones. Quien no se acuerda de los antiguos modelos L que todo el mundo tenía. Hoy presentamos la evolución.

Con el LG K10 nos encontramos un teléfono sin grandes prestaciones, pero con una diseño muy cuidado, con unos acabados y características que ya estábamos acostumbrados a ver en otros telefonos de la marca, y con unas especificaciones que si bien son un poco modestas, promete cumplir con las necesidades básicas  requerimos en un smartphone.

Resultado de imagen para lg k10

Las características del LG K10 no están muy lejos de su competencia, aunque no destacan, contando con un procesador Snapdragon 410 de cuatro nucleo junto a 1,5 GB de memoria RAM y 16 GB de almacenamiento, además de una pantalla de 5,3 pulgadas.

Diseño

En la mano se siente es como si no hubiera pasado el tiempo en LG. Tanto las formas como el diseño del LG K10 son perfectamente reconocibles e identificables con lo antes producido por la marca, aunque cuenta con características de moda, como el cristal curvo 2.5D.

Este ofrece una curvatura en sus bordes que le hace ser una extensión del borde de plástico pintado en un negro símil metálico.

Resultado de imagen para lg k10

Tiene un tamaño bastante compacto para tratarse de un smartphone de 5,3”. El peso es de 153 gramos, muy similar a la competencia, como el Moto G4.

Todos los botones los encontramos en la parte trasera justo debajo de la cámara principal de 13 MP, donde tenemos el botón de encendido en el centro junto a los dos botones de control de volumen, pudiendo utilizar el inferior para realizar fotografías, bastante cómodo sobre todo si las hacemos con una mano.

Parte trasera del LG K10

Al sacar la tapa plastica de atras y la baterìa nos encontramos con la ranura para la tarjeta nano SIM y la micro SD que puede alcanzar los 32 GB de almacenamiento.

Pantalla

La pantalla del LG K10 con 5,3” le da una ventaja sobre la competencia, que suelen tener entre 4.5″ y 5″, ya que este incremento de pantalla no se ve reflejado de manera notoria en las dimensiones exteriores.

La resolución HD con 1280 por 720 píxeles no es ninguna novedad, y está en linea de la competencia, como el Moto G4 play, que cuenta también con esta resolución. La diferencia con el Full HD no es abismal, pero con 277 píxeles por pulgada podemos darnos cuenta que existe una diferencia de nitidez en la imagen al observar telefono como el Moto G4 o el Galaxy J7, sin embargo éstos son mucho más caros.

Pantalla del LG K10

Su panel IPS cuenta con la tecnología in cell touch que permite ofrecer una estructura más delgada de panel para favorecer la resistencia y calidad de la pantalla. La representación de colores que consigue es bastante buena en general, al igual que el contraste.

El brillo de esta pantalla no destaca. En exteriores es recomendable establecer el brillo por encima del 80% si queremos ver el contenido de manera aceptable.

Rendimiento

LG se decide por un procesador Qualcomm Snapdragon 410 para este K10, que cuenta con 4 núcleos que alcanzan una frecuencia máxima de 1,2 GHz. Acostumbrados a ver procesadores de 6 y 8 núcleos, este procesador puede representar una cierta desventaja en cuanto al rendimiento del LG K10. Este viene con 1,5 GB de memoria RAM, una cantidad inusual, ya que la competencia ya integra un mínimo de 2 GB.

En cualquier caso hablamos de un procesador básico que cuenta con un rendimiento bastante justo, pero tal y como nos han demostrado otros terminales, la combinación de este procesador con una pantalla con una resolución más justa logra obtener unos buenos resultados en relación a la fluidez en el sistema y con los juegos más exigentes. Usando muchas aplicaciones se puede sentir más lento pero no tuvimos mayores problemas.

Cámara

El LG K10 con una cámara principal de 13 megapixeles y una cámara frontal de 5 megapixeles.

Interfaz de la cámara del LG K10

Las fotos del LG K10 nos han sorprendido gratamente por la capacidad para enfocar con una gran velocidad, mientras que la calidad y nitidez de las capturas que conseguimos es alta. En exteriores con buenas condiciones ambientales es excelente, y podemos sacar fotos de gran calidad.

De noche, el tema tabú para cualquier smartphone, LG K10 se desenvuelve muy bien, donde entendemos que entre las funcionalidades de su cámara se encuentra un modo HDR automático que consigue hacer fotos nocturnas bastante buenas para tratarse de un teléfono de este precio.

La cámara frontal es suficiente, con fotos muy nítidas aunque la aplicación por default de LG sea muy limitada.

Algo parecido sucede en la grabación de vídeo, donde podemos optar por realizar secuencias a resolución HD o full HD, consiguiendo clips de calidad aceptable.

Batería

LG K10 decepciona con el tamaño de la batería, sobre todo teniendo en cuenta el tamaño del terminal. Solamente alcanza los 2300 mAh, una numero muy bajo para lo que se está usando hoy en día, con baterías más cercanas a los 3000 mAh.

El tener un procesador de 4 núcleos más básico es una ventaja en términos de consumo energético, al igual de una pantalla HD que cuenta con menos píxeles, a pesar de disponer de un tamaño mayor que otros modelos, los resultados no estan lejos de lo esperado y los resultados del LG K10 son aceptables.

Con un uso normal del teléfono, manejando redes sociales, reproduciendo musica de spotify, sacando fotos o jugando puntualmente, pudimos llegar al final del día sin problemas, incluso a los dos días con un uso más moderado. Lógicamente, utilizar constantemente aplicaciones que tienen un consumo alto, como por ejemplo Pokemon Go, Snapchat o Netflix , repercutirá negativamente en la duración de la batería.

Conclusión

El LG K10 es el modelo más avanzado dentro de la nueva gama económica de LG. El precio del LG K10 es de $3649.

En general es un teléfono que cumple en todas las áreas. Su diseño sigue la tendencia actual con un cristal 2.5D que se siente muy bien en la mano, con formas redondeadas que suele ofrecer LG en sus teléfonos mas caros.

La pantalla, aun siendo su punto más débil, ofrece una calidad suficientemente buena, los ángulos de visión no son todo lo bueno que se debería esperar de un panel IPS, y tiene una ligera pérdida de color si no lo tenemos de frente. Su resolución HD es algo justa, pero necesaria para conseguir un buen rendimiento del procesador Qualcomm Snapdragon 410 que integra.

Dos elementos que sorprenden son la cámara y la batería, que además es extraíble, con un rendimiento muy bueno, tomando fotos realmente buenas en prácticamente cualquier situación, mientras que la batería llega al final del día con uso intensivo, muy notable dado el precio.

Si ves que se adapta a tus necesidades, compralo! es uno de los mejores smartphones en calidad – precio.

Fuentes: Computerhoy, PC MAG, CNET

Quizás te pueda interesar: Análisis y Review: UMIDIGI A5 Pro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *